sábado, 9 de julio de 2011

Frikada en los kioscos

EL PENALTI MÁS LARGO DEL MUNDO
(2005)

Fernando Tejero
La comedia cinematográfica española siempre ha sido protagonizada por perdedores. Durante la república, monarquía de Alfonso XIII y el franquismo los paletos han sido los encargados de hacernos reír con sus presuntas burradas. El escalafón más bajo de la sociedad era puesto en solfa para provocar la carcajada del respetable público. Al llegar el tardofranquismo, el crepúsculo de la dictadura, los bufones palurdos fueron sustituidos por los reprimidos. Unos pobres salidos que no tenían vida sexual y que la deseaban, pero la moral imperante y las circunstancias se lo impedían.
Con el devenir de la democracia (la democracia vigilada no la real) se liberalizaron las costumbres y los pobres salidos ya encontraban pareja para retozar sin demasiados problemas. Entonces aparecieron los frikies que suelen ser algo así como los palurdos de antes pero políticamente correctos. Unos tipos que van de graciosos por la vida pero que a mucha gente no nos parece tan risible. Son los extravagantes, los rarillos.
El mayor penalti del mundo en realidad va de esto. Mostrarnos una comedia desde el punta de vista de un fracasado al que nadie toma en serio y al que se le desprecia sistemáticamente. Una serie de circunstancias le ponen en una situación de gran responsabilidad. Es portero de un equipo de tercera regional que aspira a subir a segunda. Todo depende de que pare un penalti, su situación personal parece mejorar.
La película de Roberto Santiago va precisamente de ésto, del friki alelado objeto de desprecio y de mofa a causa de su torpeza. Le falta amor propio y espíritu de rebeldía, en cierto modo es tan conservador como sus antecesores. La dirección está bien servida por un excelente reparto y un buen ritmo que no decae. Tal vez le hubiera faltado mejor promoción industrial, pero ya se sabe que el aspecto mercantil es muy flojo en nuestra España del desaguisado.


EL PENALTI MÁS LARGO DEL MUNDO
Dirección: Roberto Santiago.
País: España.
Año: 2005.
Duración: 100 min.
Género: Comedia.
Interpretación: Fernando Tejero (Fernando), Marta Larralde (Cecilia), María Botto (Ana), Carlos Kaniowsky (Santos), Benito Sagredo (Román), Fernando Cayo (Bilbao), Javier Gutiérrez (Rafa), Cristina Alcázar (Julia), Luis Callejo (Khaled), Enrique Villén (Adrián).
Guión: Roberto Santiago; basado en un cuento original de Osvaldo Soriano.
Producción: Gerardo Herrero, Mariela Besuievsky y Tedy Villalba.
Música: Lucio Godoy.
Fotografía: Juan Antonio Castaño.
Montaje: Fernando Pardo.
Dirección artística: Federico García Cambero.
Vestuario: Cristina Rodríguez.
Estreno en España: 9 Marzo 2005.

1 comentario:

  1. Sí, es una peli que no está mal, entretenidilla típica del sábado por la tarde

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...