miércoles, 30 de marzo de 2011

Crónica de los "ni-ni-ni"

MENTIRAS Y GORDAS (2009)

Mucha gente se ha llevado las manos a la cabeza con esta película, Mentiras y gordas, porque dan una visión deprimente de nuestra juventud. A veces se olvida que esta etapa de la vida la hemos pasado todos con mejor o peor fortuna pero en cada caso las circunstancias han sido distintas.
Aquí nos encontramos con una juventud que no conoció la dictadura y que para ellos la guerra civil será algo carente de interés, y con toda razón del mundo, una etapa marciana de nuestra historia. Una juventud que está gozando de un nivel de libertad muy superior al que tuvimos nosotros y que no podíamos ni soñar en su momento.
Pero no es una juventud alegre, está frustrada porque ha heredado un mundo inmoral e impresentable con pérdidas de derechos y con un futuro sombrío. Una generación desconcertada, los "ni ni" porque ni trabajan, ni estudian, ni luchan, ni piensan.
Una generación que sólo piensa en vivir el día al día a tope, lo mejor posible, y no se preocupan que el presente es efímero.

Así nos encontramos con esta historia en que unos personajes se autodestruyen con su indiferencia. Todo son discotecas, sexo, drogas y nada más. Son como ovejas que entran en silencio al matadero sin cuestionar su inmediato final. Una juventud superficial y frikki.
Antes ser frikki significaba ser rebelde contra el sistema, pero en la actualidad es ser un personaje carente de personalidad que idolatra lo peor de nuestra cultura.
Una juventud que es promiscua pero que no se plantea una sexualidad alternativa y que en el fondo aún defiende planteamientos conservadores. El despertar de la homosexualidad en algunos o bisexualidad. Es curioso que si gays y lesbiana ya han salido del armario, los bisexuales aún permanezcan en él.

El casting reúne a los "nuevos valores" del cine español, jóvenes actores que cumplen con su cometido a la perfección. Como obra cinematográfica le veo dos errores. Uno, muy frecuente en el último cine español, es que a veces cuesta entender los diálogos. Pasa eso en las recientes películas que he visto como Mentiras y gordas, Pa Negre, Primos... Hay que estar con la oreja muy atenta para captar lo que dicen los actores.
Otro defecto. La narración es tan apresurada que a veces uno pierde el hilo de quien es quien en esta película, por otra parte interesante y prometedora. A Alfonso Albacete y David Menkes les falta algo de orden en su estilo cinematográfico. No digo orden en sentido peyorativo, conservador, sino en la fluidez narrativa que es apresurada y no te da la ocasión de conocer mejor a los personajes y comprender sus actitudes frente a la vida.

Con todo, el filme es muy vivo. Su estilo promete y si en un futuro se depura se conseguirán trabajos más sólidos e importantes. Bien el reparto, chicos y chicas muy atractivos y deseables. Se esfuerzan lo posible para hacer creíbles sus personajes, al parecer moldeados en rutinarias series de televisión. Espero que les caigan producciones más ambiciosas, personajes con más enjundia que los clásicos tópicos de la juventud descarriada (y envidiada... ¡lo que hubiéramos dado por disfrutarla ahora los que ya peinamos canas!) y descerebrada.
Hugo Silva, Ana de Armas, Maxi Iglesias, Miriam Giovanelli y Asier Etxeandia

TÍTULO ORIGINAL Mentiras y gordas
AÑO 2009
DURACIÓN 107 min.
PAÍS España
DIRECTOR Alfonso Albacete, David Menkes
GUIÓN Alfonso Albacete, David Menkes, Ángeles González-Sinde
MÚSICA Juan Sueiro, Juan Carlos Molina
FOTOGRAFÍA Alfredo F. Mayo
REPARTO Mario Casas, Ana de Armas, Yon González, Hugo Silva, Ana María Polvorosa, Alejo Sauras, Marieta Orozco, Asier Etxeandia, Miriam Giovanelli, Esmeralda Moya, Marilyn Torres, Elena de Frutos, Maxi Iglesias, Duna Jové, Xacobe Sanz, Clara Pradas
PRODUCTORA Alquimia Cinema / Castafiore Films
/GÉNERO Drama | Adolescencia. Drogas

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...